18.1 C
Mar del Plata
19 abril 2024, 9:53 pm

Ascensión consciente | El Morya

- Publicidad -

El Templo de la Ascensión del amado Serapis Bey (Chohán del Cuarto Rayo) está ubicado cerca de las ruinas de los magníficos edificios construidos por Ramsés II en Luxor, Egipto.

La mismísima Llama de la Ascensión es una corriente de energía en constante elevación que verdaderamente conduce al Trono del Padre. Al igual que una escalera eléctrica, esta Llama provee un ímpetu adicional a los esfuerzos del individuo por ascender de vuelta a su Estado Divino. Esta Llama está compuesta no sólo del foco en sí de energía ascendente que el amado Serapis y Sus sacerdotes trajeron desde Atlántida (antes de que el continente se hundiera bajo las olas del océano para su purificación), sino también está compuesta de los sentimientos extáticos que han jubilosamente experimentados por todos aquéllos que han alcanzado su Ascensión personal.

Además de estos sentimientos cargados dentro de la Llama la Ascensión, la Hueste Seráfica acopia toda la fuerza de oración aspiraciones, pensamientos y sentimientos hacia arriba de cualquier miembro de la raza que esté utilizando la Tierra como un salón de clase, y literalmente “injertan” esta energía en la mismísima Llama, de la Ascensión.

- Publicidad -

En vista de que la naturaleza de todas las Llamas de Dios es la de ELEVARSE a menos que algunos Seres Divinos escojan voluntariamente magnetizar, anclar, sostener y expandir llamas particulares en las conciencias emocional, mental, etérica y física de la gente de la Tierra, la Llama de la Ascensión propiamente dicha hace rato que se hubiera elevado de este mundo de apariencias físicas; hubiera salido del alcance mente humana y del uso de la humanidad no-ascendida. El amado Serapis Bey y la Hermandad de Luxor han hecho el sacrificio de permanecer aquí, y de esa manera sostener la Llama de la Ascensión en el Templo de Luxor para proveer una manera de regresar a Casa a todas las corrientes de vida no-ascendidas, cuando se hayan ganado el derecho de su uso por la purificación de todas las energías de sus corrientes de vida —auto capacitándose, así, para habitar en el Ámbito de los Maestros Ascendidos.

Por tanto, al amable lector se le hace la recomendación enfática de que no sólo honre la Llama de la Ascensión, sino que le dé una gratitud diaria al amado Serapis Bey y a la Hermandad de Luxor por proveer, proteger y sostener este camino de vuelta a Casa mediante Su exilio voluntario aquí, en un ámbito del cual hace rato se ganaron derecho de ser eternamente libres.

ASCENSIÓN CONSCIENTE

Una ascensión consciente y digna a la Luz, en pleno control todas las propias facultades conscientemente transmutadas de mente, alma, sentimientos y carne, es la META natural que Dios pretendía de toda encarnación física, y la razón por la cual se soportan todas las experiencias físicas. ¡La decrepitud, la desintegración, la enfermedad, la ancianidad y la ignominiosa “muerte” no constituyen la actividad NATURAL de la Vida!

En las eras tempranas, antes de que la gente de la Tierra fuera contaminada por las sombras que los “rezagados” trajeron aquí de otras estrellas, la Ascensión se lograba consciente y bellamente por cada individuo, después de haber completado su ciclo de encarnaciones terrenales, pasándose algún tiempo en la Tierra durante cada uno de los siete períodos de dos mil años que componían el ciclo cósmico de catorce mil años. En otros planetas que pertenecen a este sistema actualmente y en sistemas superiores, esta ascensión gloriosa a la Luz se utiliza Igualmente como la culminación enteramente NATURAL de las experiencias del individuo, ya que en esos planetas no hay discordia ni desintegración de ningún tipo.

ASISTENCIA DEL MAESTRO

Esta Ascensión consciente al Ámbito de los Maestros Ascendidos ha sido prácticamente olvidada por las masas de gente de la Tierra. El Maestro Ascendido Jesucristo vino a recordarle a la conciencia externa de la humanidad acerca de su destino último, y constituye el ejemplo vivo para que los hombres siguieran.

Desafortunadamente durante Su vida y en las centurias desde Su Ascensión, la mayoría la gente ha considerado el ejemplo de Jesús como una expresión de maestría, olvidando lo que el mismo Maestro aseveró: “Las cosas que yo hago, ustedes las harán también; y aún mayores harán”.

El amado Jesús, su Santa Madre María, Juan (su discípulo y otros antes y desde entonces que han alcanzado la Ascensión, tuvieron la asistencia, instrucción y radiación del amado Serapis Bey y utilizaron el Momentum Cósmico plenamente acopiado de la Llama la Ascensión para lograr el susodicho “milagro” de vencer a la muerte.

AUTO-PURIFICACION

En vista de que al amado Serapis Bey se le requiere que enseñe, a los chelas cómo transmutar sus propias naturalezas inferiores, purificar sus vehículos mental, etérico, emocional y físico en preparación para hacer la Ascensión, ha sido temido por muchos chelas fervorosos que inconscientemente disfrutan de los sentimientos que irradian  de las causas y núcleos de ciertas discordias humanas que enterradas hondo dentro de sus propios vehículos internos y físico (radiaciones de las cuales eventualmente llevan sólo a la desintegración). Que los chelas tengan toda la seguridad de que el amado Serapis es un Señor de Amor, y que su ÚNICO PROPÓSITO EN LA VIDA es el de liberar de hecho a cada individuo en este planeta, así como también a todos los que vengan aquí en el futuro de la recalada de esas causas y núcleos impuros de limitación y enfermedad, y sus inevitables efectos de aflicción de cuerpo, mente, alma y asuntos.

PARA LA ASCENSIÓN

Cuando una corriente de vida encarnada en la Tierra de tal manera ha servido y se ha auto purificado lo suficiente, de manera que está lista para ser preparada para la Ascensión ese individuo es singularizado de entre las masas por la Hermandad de Luxor, como alguien a quien pueden darle una asistencia más personal. A partir de entonces, las experiencias a veces “tribulantes” a través de las cuales dicho chela tiene que pasar son, en realidad, iniciaciones preparadas y asignadas por Serapis Bey para esa corriente de vida, a fin de producir la transmutación de su naturaleza inferior que sea necesaria permitirle alcanzar la Ascensión al cierre de su actual vida terrenal. En vista de que estas experiencias no tienen lugar dentro de un Retiro de Maestro Ascendido, el chela no reconoce que se trata de una verdadera iniciación y a menudo es desanimado por el tremendo peso de su propio karma personal, el cual está siendo dirigido de vuelta a su mundo para ser transmutado mediante el uso de la Llama Violeta y otras actividades purificadoras del Fuego Sagrado.

Cuando tal es el caso, al hacer ustedes el Llamado al Amado Serapis puede mitigar (y mitiga) el karma destructivo que actualmente está retornando. Sin embargo, toda energía calificada destructivamente de cada corriente de vida tiene que ser transmutada algún día, ya sea aquí en la Tierra o, en el caso de quienes se han ganado la beneficiosa asistencia de la Dispensación que les permite ascender al final de- su encarnación actual — debido a un inusual servicio altruista para liberar la vida aquí — a estos a veces se les permite transmutar en los Niveles Internos de conciencia lo que quede de sus energías calificadas discordantemente, antes de que la Ascensión pueda tener lugar.

ACEPTACIÓN OBLIGATORIA

Verán, todo actúa bajo la Ley Divina, especialmente en cuanto concierne a la Jerarquía Espiritual. Cuando un individuo solicita el privilegio de lograr la Ascensión en una encarnación dada, dicho individuo tiene que ser aceptado como un neófito en el Sendero. Cuando una persona de éstas da la señal de que desea un respiro de los rigores de la rápida transmutación de gran cantidad de karma destructivo retornante, se le da el descanso solicitado.

Por favor no vayan a sentir que el amado Serapis y la Hermandad de Luxor siquiera “ponen a prueba” un chela allende su resistencia individual, ya que esto no es la Ley de Amor por la cual Ellos viven y sirven. Exactamente de la misma manera que algunos estudiantes en la escuela piden permiso para completar varios años de aprendizaje en tan sólo uno, y se les permite la oportunidad de probar así si están o capacidad de controlar exitosamente el estudio y aplicación adicionales, asimismo al chela que pide la oportunidad de alcanzar Su Ascensión en una encarnación se le da permiso para tratar de lograr la pureza de cuerpo, alma, mente, sentimientos, palabras y acciones para calificar para un logro más expedito de su meta.

El amado Serapis sabe muy bien que muchos de esos chelas solicitan el privilegio de terminar la ronda de sus vidas terrenas mediante el logro de la Ascensión en una encarnación, en realidad no están listos para las rigurosas iniciaciones que resultan en la transmutación de la naturaleza inferior. Sin embargo, debido a que es un Señor de Amor, Él le da a todos los que así lo solicitan la oportunidad de calificar para este logro magnífico.

¡Recuerden, Amados Míos que jamás se pierde nada bueno logrado por algún chela!. De manera que por más que muchos seres buenos y fervorosos han solicitado en el pasado a Serapis Bey, la oportunidad de auto-capacitarse para habitar en el Ámbito de los Maestros Ascendidos, pero en aquel entonces no pudieron completar exitosamente sus iniciaciones, partieron de Luxor, renunciando temporalmente a las disciplinas de dicho Retiro. Sin embargo, todo aquello que logren individualmente facilitará en vida posterior la continuación hasta el punto de “graduarse” de esta Tierra al Ámbito de los Maestros Ascendidos.

Tal cual se les ha descrito en números anteriores del Diario de “El Puente”, cada candidato a la Ascensión — esté listo o no para transición al Ámbito de la Perfección tiene que comparecer ante Serapis Bey (usualmente en su cuerpo etérico por la noche, mientras que el cuerpo físico duerme). El Maestro exterioriza entonces el aura del aspirante, y meticulosa y amorosamente prepara las iniciaciones que ayudarán al candidato en el proceso de transmutar su naturaleza inferior. Luego, asigna el candidato a un Hermano o Hermana de Luxor, cuya obligación será la de proveer OPORTUNIDADES (No castigos), de manera que todos los candidatos diligentes (si perseveran) puedan lograr la Ascensión en la Luz. Muchos de Nosotros hemos tenido la guía amorosa de Serapis Bey y Su Hermandad, y hemos verdaderamente logrado la Ascensión a través de Su asistencia. Créannos cuando decimos que Serapis Bey es, en verdad, un Señor de Amor.

EL MORYA

El Puente a la Libertad – Serapis Bey

- Publicidad -

Artículos relacionados

DEJA UNA RESPUESTA

Por favor ingrese su comentario!
Por favor ingrese su nombre aquí

- Publicidad -

últimos artículos